LCA: Visión de le recuperación post-quirúrgica

En este primer post sobre nuestra visión diferentes procesos de rehabilitación, hablamos del ligamento cruzado anterior. Esta serie de post irán orientados a diferentes patologías del tren inferior, para mostrar a los pacientes que vayan a someterse a una cirugía o hayan sufrido una lesión una visión global de todo el proceso de rehabilitación con puntos claves, para que el paciente pueda entender en que consisten las diferentes fases de la rehabilitación.

Como hemos dicho, este post va destinado a explicar el proceso de rehabilitación del ligamento cruzado anterior (LCA). Hemos establecido cinco fases, desde antes de la cirugía hasta el alta médica. Cada fase tiene unos objetivos determinados a cumplir y que sirven para cambiar de fase. 

Para aplicar estos criterios, nos hemos basado en las escuelas europea, australiana y americana. Se ha seleccionado los puntos que creemos más determinantes y juntando nuestra experiencia, hemos creado un protocolo propio y con valoraciones propias.

FASES  DE REHABILITACIÓN:

FASE O: PRE-QUIRÚRGICA

Es muy importante antes de la cirugía, si la lesión lo permite, recuperarse de esta y preparar el cuerpo para la intervención. Los objetivos en esta fase son: eliminar el edema de la rodilla, una completa flexo-extensión y un tono muscular óptimo. Esto nos beneficiará en la recuperación post-quirúrgica.

FASE 1: POST-QUIRÚRGICA 

La recuperación de la cirugía y la protección de la articulación serán fundamentales durante las semanas 1-2. Después tendremos como objetivos principales bajar la inflamación y el edema, el trabajo del ROM (0-90) y la activación neuromuscular del cuádriceps e isquiotibiales.

FASE 2: Actividades de la Vida Diaria (AVD) 

En esta fase el paciente vuelve a las AVD. Durante esta, controlaremos el edema, continuaremos trabajando el ROM y habrá un incremento en la intensidad de trabajo de activación muscular, así como de control de la marcha, movilidad, patrones de movimiento básicos y ejercicio metabólico.

FASE 3: Actividades de la Vida Lúdica (AVL)

Además de un incremento en la intensidad y complejidad de los ejercicios de la etapa anterior, el paciente va a trabajar en actividades aeróbicas cómo piscina, ciclismo, senderismo,..

FASE 4: Actividades de la vida Deportiva (AVD)

Continuando con un incremento del trabajo de fases anteriores, el objetivo de esta fase es la preparación para la vuelta al deporte con trabajo de saltos, carrera y cambios de dirección, así como de patrones de movimientos básicos de su disciplina.

FASE 5: Return to Play (RTP)

El paciente vuelve a entrenarse progresivamente con ejercicios y actividades propias de su disciplina, junto al trabajo de gimnasio y prevención.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *